Skip links

Juan Martín Morales: el narco que se escapó del calabozo de la Policía Federal de Concordia y cayó luego de cuatro meses con más de 6 kilos de marihuana

El narco Juan Martín Morales que estaba prófugo desde diciembre del 2023 tras escaparse en extrañas circunstancias de  una de las celdas de la Policía Federal de Concordia, fue detenido por la División Investigaciones de la policía  de Entre Ríos.

La aprehensión de Morales no fue sencilla, teniendo en cuenta que no habitaba de forma permanente los domicilios que frecuentaba, pero las amplias tareas de inteligencia y seguimiento durante todos los meses de la División Investigaciones permitieron dar con su paradero.

El sujeto fue encontrado en una vivienda de calle Musetti entre Concejal Veiga e Ituzaingó. No estaba solo, en el domicilio que también funcionaba un taller mecánico, fueron detenidos  un hombre de 44 años y una mujer de 43  por el presunto delito de encubrimiento.

El procedimiento llevado adelante por los uniformados también permitió dar con nueve ladrillos de marihuana que arrojaron un peso final de 6,472 gramos. Los investigadores presumen que la droga la habría adquirido en otra ciudad para luego fraccionarla y venderla al menudeo  en Concordia y así hacerse de dinero.

SUS ANTECEDENTES

Juan Martin Morales de 33 años es una persona conocida en el ámbito del narcotráfico. Posee dos condenas vinculadas al comercio de drogas, ambas en la provincia de Misiones, donde fue detenido en dos oportunidades por transporte de marihuana y cocaína.

Estuvo vinculado a distintos personajes del ambiente narco concordiense, como el conocido clan liderado por Natalia Bonasola, quien supo estar asociada al paranaense Elvio Gonzalo Caudana. Morales aparecía, en el año 2013, como uno de los colaboradores de la banda en los viajes al noreste argentino en busca de los cargamentos de droga.

Fue en una de esas ocasiones en las que cayó preso por primera vez: el 25 de febrero de 2013, en la localidad de Puerto Rico (provincia de Misiones) se llevó a cabo un procedimiento donde detuvieron a los concordienses Mariano Barrios, Eliana Villalba y a Juan Morales, quienes ya estaban siendo investigados por sus actividades delictivas en su ciudad. Aquel día transportaban 286 kilos de marihuana y dos kilos de cocaína en un vehículo.

Por este hecho, Morales recibió una pena leve, de dos años y tres meses de prisión por partícipe secundario del delito de transporte de estupefacientes. La segunda condena, por un hecho similar, le llegó en mayo del 2020  y recibió una pena de de cuatro años de prisión que fue impuesta por el juez de cámara Manuel Alberto Jesús Moreira.

Por esa causa se ordenó su traslado y alojamiento provisorio en las dependencias que la Policía Federal Argentina tiene en la ciudad de Concordia, en calle A. del Valle n°326.

Allí permaneció detenido hasta unos minutos antes de la medianoche del 18 de diciembre de 2023, cuando logró escaparse que de acuerdo a lo que transcendió, habría limado barrotes de la celda y tras saltar un muro dio en la calle. Pero había cierta planificación porque a un par de cuadras, sobre calle Bernardo de Irigoyen y Alvear, lo estaba esperando según indica la pesquisa, Vanesa Cantero, en una moto.

La fuga de Morales derivó en sanciones y relevos de oficiales a cargo de la dependencia. Mientras que el Juzgado Federal de Concordia se encuentra llevando adelante una investigación por el delito de evasión de prisión a fin de determinar los presuntos responsables y eventuales cómplices que habrían colaborado en la fuga de Morales, como asimismo, precisar la maniobra empleada.

Compartí en:
Explore
Drag